marzo 4, 2016

8 maneras de aumentar las ventas de un ecommerce en un 10.000%

by Maria-Christina Rus in Ecommerce tiendas online

Trabajando en el sitio web “SpacesON”, el portal nº1 en alquiler de salas en España, un ecommerce en definitiva, he encontrado este post y me ha parecido muy interesante traducirlo y compartirlo para todos vosotros.

SEMrush

Para poner un poco las cosas en contexto, Wiltshire Farm Foods es una empresa artesana que ofrece platos preparados artesanos en Inglaterra y que lleva más de 25 años de existencia. Y sus clientes suelen ser personas de alrededor de 80 años. Uno de sus canales más importantes es el canal online, por la facilidad que ofrece a sus clientes que pueden estar en ubicaciones remotas.

Para aumentar sus ventas, han llamada a la agencia de Marketing Digital Headscape, que ha conseguido mejorar las ventas de Wiltshire Farm Foods en un 10.000%. Te comparto sus trucos y como puedes hacer lo mismo en tu sitio web.

Aquí el articulo:

Un 10.0000% de mejora en las ventas en un plazo de 5 años. Parece increíble pero no lo es. Y para hacerlo aún más increíble, su cliente típico tiene una edad media de 80 años! ¿Quién ha dicho que los mayores no usan Internet?

Cuando han empezado a trabajar con el sitio web, su ingreso medio era un centésimo de lo que es ahora.

Aquí el resumen de las 8 cosas que han conseguido mejorar las ventas y que han hecho una diferencia enorme.

1. Quitar las cosas no necesarias

Optimización ecommerce

Muchos sitios web ecommerce están sobre cargados. Todo llama la atención de los usuarios. Hay ofertas, promociones y productos recomendados por trodas partes. En medio de toda esta confusión, es complicado encontrar lo que estás buscando.

Amazon es así y entonces tendemos a pensar que es lo correcto. Sin embargo, una de las primeras conclusiones que la agencia ha sacado del analisis es que Wiltshire Farm Foods no es Amazon. No puedes pensar que lo que funciona para uno funciona para otro.

El enfoque del sitio web era de ayudar a los usuarios a encontrar lo que necesitaban y comprar el producto que quieran. No es del interés de nadie sobrecargar de cosas que queremos que compren. Tiene que ser el cliente primero.

Eso significa simplificar el sitio web. Con todo este contenido llamando la atención, los usuarios no podrían encontrar nada. Era necesario quitar la distracción y concentrarse en las tareas claves.

Tomemos por ejemplo la navegación del sitio web. Han escondido algunas de las gamas ofrecidas, lo que puede parecer una locura. Seguramente resultará más complicado a los usuarios encontrar lo que buscan? Probablemente para una minoría. Sin embargo, al esconder las gamas menos populares (como las sopas), han podido destacar las ganas que representaban la gran mayoría de las ventas.

Listado de productos en un ecommerce

Lo mismo pasaba con el listado de productos. Algunos usuarios estaban interesados en otro tipo de información como el contenido nutricional o las opiniones de clientes. Sin embargo, la información adicional hacía la vida más dura al usuario común que solo estaban interesados en la foto, descripción y precio.

Han decidido entonces mover toda la información adicional a la página de producto. De esta manera, las personas que necesitaban más información la tenían sin distraer a la mayoría.

cesta de compra en un ecommerce

El proceso de compra también se simplificó. Una vez que el usuario haya decidido comprar, hay que quitar todas las distracciones.

No es el momento de vender cosas adicionales o de ofrecer una barra de navegación a otros productos. En este momento, sólo quieres una cosa: que el usuario complete el proceso de checkout.

2. Asegurarse que la cesta de compra se vea bien.

Demasiados sitios web esconden la cesta de la compra. Sin embargo, es un paso esencial en la compra y el primer paso en el proceso de compra.

Teniendo esto en la mente, querían que la cesta de compra sea muy visible. Lo han conseguido de tres maneras:

– El botón de la cesta de la compra se destaca visualmente usando un color diferente al resto del sitio web

– Cuando algo se añade a la cesta, se actualiza visualmente

– Se ha bloqueado el resumen de la cesta en la parte superior para que sea siempre visible al usuario.

3. Ofrecer feedback visual

Una de las preguntas más importantes en la mente de los usuarios que interactúan con un sitio web ecommerce es “¿lo he hecho bien?”

Que sea añadir un producto a la cesta o llenar un campo de login y contraseña, los usuarios están preocupados porque piensan que lo están haciendo mal. Es aún más cierto con un público mayor que no ha crecido con ordenadores.

Es entonces muy importante tranquilizar a los usuarios mientras avancen en el sitio web. Esto se puede conseguir ofreciendo un feedback visual cuando el usuario hace algo.

Por ejemplo, en el sitio web, cuando un producto está añadido a la cesta de compra, el usuario tiene varios feedback visual para asegurarle que el producto ha sido añadido:

– La foto del producto está subrayada

– El botón “añadir a la cesta” se actualiza

– La imagen del producto se mueve a la cesta

– La cesta se actualiza automáticamente

Sin embargo, el feedback visual no se para a la cesta de la compra. Cuando el usuario llega a un formulario, el usuario llega a un formulario que enseña claramente qué campos son obligatorios y los que han sido llenados correctamente o no. La información está actualizada sin necesidad de refrescar la página.

Proceso de compra checkout ecommerce

4. Cuanto más grande, mejor

Una imagen vale más que mil palabras. Por ello, no es sorprendente que las imágenes de producto en un sitio web ecommerce son muy importantes. Aunque tu público no sea gente mayor con una vista deficiente, es importante que las imágenes de tus productos sean bonitas, grandes y claras.

En el caso del sitio web de Wiltshire, aplicaron este principio al extremo.

La lista de producto es del tipo “Pinterest”, en vertical con información básica del producto. La imagen vende el producto mucho más que las palabras, y la disposición en vertical permite tener imágenes más grandes. Sin embargo, no sólo hicieron esto.

Al hacer click en un producto en el listado, se puede ver una imagen aun más grande en la ficha de producto. Y si el usuario hace otra vez click, se abre una imagen en pantalla completa. Así el usuario no duda del producto que compra.

Por supuesto, eso depende de tener imágenes decentes de los productos. Si tienes que invertir en una cosa para tu sitio ecommerce, es en esta. Invierte dinero en tener las mejores imágenes posibles. Cada céntimo que te gastes en ello valdrá la pena.

5. Haz evidentes botones y enlaces

Siguiendo el “cuanto más grande, mejor”, pensemos en los botones y enlaces. En este caso, puede ser exagerado por el público del sitio web, pero en los años de experiencia que tiene la agencia, han visto muchas veces como los usuarios tienen dificultades para ver botones y enlaces.

Entonces, han hecho los botones increíblemente grandes en el sitio web. Sin embargo, el tamaño no lo es todo.

También han prestado mucha atención a la apariencia y a las palabras usadas. Por ejemplo, en la imagen debajo, podemos ver como el enlace parece un enlace. Sin embargo, en el titulo, no se ve ninguna palabra que lo relaciona con un enlace, por lo que han añadido un botón que comunica como el hecho de hacer click permetirá al usuario “ver todos los platos con ternera”

botones y enlaces en un ecommerce

Otro ejemplo: en la imagen debajo, se ve claramente las dos opciones posibles.

botones fáciles de ver en un ecommerce

6. Sé siempre dispuesta a ayudar

Una transacción de ecommerce lleva a muchas preguntas en la mente de los usuarios:

– ¿Los gastos de entrega son gratuitos?

– ¿Qué pasa si no me gusta el producto?

– ¿La información de mi tarjeta está segura?

Además, hay preguntas adicionales sobre el sitio en sí y como usarlo.

De forma sorprendente, muchos sitios web ecommerce están reacios a ayudar sus clientes. No se ve bien la información sobre la entrega y gastos de devolución. El sello sobre la seguridad está limitado a un pequeño sello. Y lo más importante, tienes que buscar mucho para encontrar un número de teléfono.

En este sitio web, han usado 3 tácticas:

1. La solución única

La primera cosa que han hecho ha sido juntar toda la ayuda en una sección única de ayuda que se ve claramente en la barra de navegación.

Eso evita que el usuario busque por todo el sitio web la información.

Después, han mirado las peticiones de información recibidas por los clientes y han intentado identificar los problemas más importantes. Después, ordenaron estos problemas por orden de importancia en la página de ayuda.

Como se puede ver, la pregunta más importante era “¿cómo puedo contactar con vosotros?”, entonces pusieron en grande el número de teléfono. Después, han añadido preguntas sobre “como pedir algo” y “ayuda con el sitio web”

Sección de ayuda en un sitio ecommerce

2. La guía de “primeros pasos”

También se han inspirado de la industria de los videojuegos y han proporcionado un tutorial para los usuarios. Sin embargo, la idea del tutorial (que llamaron “primeros pasos”) era de ayudar a los clientes en su primera transacción.

guía primeros pasos ecommerce

3. Ayuda según el contexto

Finalmente, querían también aportar ayuda según el contexto a lo largo del proceso de compra. Aquí esta el ejemplo de pequeñas ayudas que se puede encontrar a lo largo del sitio web para guiar a los usuarios en la buena dirección.

Textos de ayuda en proceso de compra

7. Gestionar los errores de forma elegante

Tu sitio web puede ser el mejor diseñado del mundo, o puedes proporcionar toda la ayuda posible, pero siempre habrá algo que irá mal.

Si no quieres perder la venta, tienes que gestionar los errores de forma elegante y confirmar al usuario que puede seguir.

Eso era particularmente importante en el caso de este sitio web que trabaja con personas mayores. Sin embargo, es aconsejable dar siempre a los usuarios toda la ayuda que necesitan y no hacer suposiciones sobre sus habilidades.

Aquí dos ejemplos sobre cómo este sitio web gestiona los errores en el sitio web:

Errores en el proceso de checkout ecommerce

El primer ejemplo es el mensaje de error que aparece cuando el usuario no consigue entrar en el sitio web. Hay varios mensajes a lo largo del sitio web. Sin embargo, tienen todos dos características en común:

El mensaje es muy visible. Eso se consigue o bien por un destacado visual muy fuerte (como lo podemos ver en la imagen de arriba) o poniendo el mensaje al lado del campo que se está editando (como en “Ayuda según el contexto”)

El mensaje dice al usuario lo que tiene que hacer – es importante que los mensajes comuniquen claramente como el usuario puede solucionar el problema.

El ejemplo de arriba tiene a lo mejor muchas palabras para la mayoría de los sitios webs. Afortunadamente, ¡las pruebas de usuarios han enseñado que los usuarios más mayores leen los textos! Podemos entonces tomar ciertas libertades.

búsqueda ecommerce

El segundo ejemplo de un mensaje de error aparece cuando el usuario ha entrado un termino de búsqueda que no tiene resultados. El peligro en esta situación es que los usuarios van a pensar que el sitio web no tiene nada de lo que estaba buscando y se irán.

En realidad, puede haber muchas razones por las que no hay resultados. En esta situación, hay que ofrecer orientación en la búsqueda. Han ido incluso más lejos indicando un número de teléfono en el caso de qué todo el resto falle.

8. Comunicar tu valor añadido

La última lección que han aprendido trabajando en este caso es la importancia de comunicar lo que ofreces a tus clientes.

El problema a día de hoy es que hay tanta variedad para los usuarios. ¿Como puede una empresa como Wiltshire Farm Foods competir con Tesco? [En España, lo equivalente sería ¿cómo una empresa artesana puede competir con Carrefour o Mercadona?

Estos supermercados ofrecen todo tipo de productos y entregan a casa.

Lo que ha permitido a este empresa competir son los servicios que ofrecen:

– Las personas que entregan están verificados por la empresa

– Dan la opción de pagar en la entrega del producto

– Dan la posibilidad de volver a pedir con la persona que entrega el pedido

– El personal de entrega podrá sacar los platos y colocarlos en la nevera.

Si tienes como objetivo un público mayor, estos tipos de servicios son un valor añadido increíble.

Por supuestos, estas ventajas no sirven de nada si los usuarios no lo saben. Así pues, lo han comunicado claramente en el sitio web.

¿Cuales son las ventajas que ofreces a tus clientes? ¿Les comunicas bien?

valor añadido ecommerce

¿Eso es todo?

Si sigues estos 8 consejos, ¿aumentarás tus ventas en un 10,000%? La respuesta será probablemente “NO”.

En realidad, hay mucho más factores que influyen en el éxito de un ecommerce: la comunicación, el servicio de atención al cliente y el marketing para nombrar 3 cosas.

Lo importante es que si sigues estos consejos, notarás un aumento en ventas.

Sin embargo, si queremos concluir en una frase, sería esto: Wiltshire Farm Foods está a miles de años de la hiperactividad de Amazon y muchos otros sitios ecommerce. No sigas de forma ciega al resto (o incluso los consejos de este post). En vez de esto, aprende de las necesidades de tus usuarios y aprende de ellos. Así de sencillo.

Personalmente, hago un estudio en conjunto con mi cliente para ver puntos de mejoras en su sitio web. No dudes en contactar conmigo por cualquier ayuda que necesites.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *